Dexys Midnight Runners – Too Rye Aye

La mala leche ha sido muchas veces el keroseno del rock’n’roll, el sin plomo 95 de los músicos. The bad milk of popular music. Normal, en un gremio en el que solo los más grandes logran su sitio al sol sin abrirse paso a codazos. O puñetazos, patadas, mawashi geri en la nariz.

Tío Fiouck tío Fiouck, ¿wtf es un mawashi geri? Agáchate y baja la cabeza, te voy a enseñar. Es un puntapié circular que pretende destrozar el apéndice nasal del –iba a decir idiota pero no es tu caso ¿eh?- de enfrente. De pequeñito practiqué el karate, y soñaba con asestar este magnífico golpe alguna vez, pero abandoné la idea muy pronto, concretamente cuando se negaron a darme el cinturón amarillo: no me veía avanzar por el tatami con uno blanco y tres rayitas negras, uno tiene su dignidad.

Kevin Rowland es un buen ejemplo de ello. El líder de Dexys Midnight Runners no se alimentaba ni con latas de sardinas famélicas. Lo suyo era la mala leche, la tiranía hecha plan de carrera, se nutría de ella –eso decían los músicos de sus bandas que poco a poco le abandonaban a su suerte- mejor que con un bocadillo de lomo con queso, mi preferido.

Dexys Midnight Runners

Hoy no se le recuerda mucho más que a aquellos damnificados de la causa, pero hace treinta y pico años, rozó la condición de rey del mambo en un par de ocasiones, gracias a una mala leche que aplicaba, por suerte para él, con cierto criterio.

[No viene al caso, pero mientras escribo estas líneas estoy escuchando más canciones de Archive, el grupo de la entrada de hace tres días, tremendo. Ejemplo.]

Nacido en 1953 en Inglaterra, hizo sus primeros pinitos a mediados de los 70’s con un grupo inspirado en Roxy Music, Lucy & The Lovers. Luego se incorporó a un grupo punk llamado The Killjoys, con su comparsa Kevin Al Archer. Lo hicieron a tiempo -1976- pero mal, ya que a pesar de haber contado dos veces con el trampolín de John Peel en la BBC, no queda rastro de aquello y si buscas en Youtube obtienes vídeos de una banda canadiense de los 90’s.

En 1978 cambiaron radicalmente el rumbo de su suerte y se apuntaron a una ola que estaba dando mucho que hablar, los sonidos del Northern Soul pasados por el pop new wave de finales de los 70’s. El nombre Dexys Midnight Runners lo eligieron inspirándose en una droga que hacía estragos en este particular nicho musical, la Dexedrina, un coctel explosivo de anfetaminas nada bueno para el ya de por sí explosivo carácter del Kevinho.

Poco a poco empezaron a colar canciones con cierto éxito en las listas británicas, en especial Dance Stance, Geno y There There My Dear, tres temas que convencieron a Rowland que no estaba haciendo las cosas mal. Lo malo es que también convenció a sus músicos que el juego no merecía la pena y se le fueron casi todos. Obligado a reclutar nuevos miembros, se rodeó de gente nada en contra de meterle un gol al destino con un exitazo. Publicaron el álbum Too Rye Aye en 1982 y abrieron boca con The Celtic Brothers, un tema eminentemente alegre, antes de subirse a lo más alto del podio con Come On Eileen, uno de los grandes éxitos de los 80’s, de los más reconocibles a la primera, con este tempo tan entrañable. La canción más vendida en los países anglófonos en 1982. Parodiada en la película Clercks en una divertida versión porno, Cum On Eileen. Hala, a currar.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s